viernes, 10 de mayo de 2013

Un elefante recorre las calles de España



Reconozco que le he cogido cariño al elefante, al oso pardo, a los linces, algún día diré el motivo, a leopardos, guepardos y que me sentido apesadumbrado al conocer la segura extinción del rinoceronte negro.  Pero el elefante, aquel elefante muerto el 14 de abril, no fue un tiro más, fue el tiro de gracia para que muchos juancarlistas despertasen un poco de su atontamiento, espero que temporal pero que ya dura 37 años,  tal y conforme veo a la sociedad española, parece que las legañas necesitan más agua fría para que terminemos de despertar y abrir los ojos de una vez.




Las torpezas se han ido acumulando por parte de los distintos miembros de la Casa Irreal, de todos sin excepción, la última la de desimputar a la imputada dejando claro que en España la Justicia o las leyes se aplican a quien les viene en gana y con el criterio que a ellos les da la real gana. Hay jueces honrados, que intentan hacer justicia pese a las presiones y prevaricaciones varias, ejemplo el juez Garzón y parece ser que también el juez Castro, que lo ha dejado muy claro “Sigo pensando lo que puse en mi resolución”, “Mi opinión ya la manifesté en mi resolución y me mantengo en ella”.  No obstante al final harán algo para que todos, incluido quien parece que podría ser el chivo expiatorio por hacer lo que distintos miembros de la Casa Irreal llevan haciendo durante bastante tiempo, queden libres de culpa con  el caso sobreseído, o con defecto de forma o ya se inventaran cualquier estratagema, pero…


La sucesión de torpezas resulta impresionante, sin embargo intentan vendernos gato por liebre, está claro que quieren desvincular la corona de la monarquía, de manera sutil están llevando a cabo una campaña de imagen impresionante, naturalmente con dinero público y sin recortes, para eso sobra dinero, nos presentan a Felipe, como guapo, inteligente, impoluto, sobradamente   preparado.   Los medios de manipulación masiva se afanan y muestran su ingenio de manera bacinesca  y nos presentan un príncipe de cuento de hadas, olvidando que cada vez somos más quienes no creemos en ellos, que estamos hartos de mentiras que sabemos que no están impolutos, limpios de mancha o pecado como quieren hacernos creer, además en sus apariciones públicas nos está demostrando que su capacidad intelectual como al soldado en tiempo de paz, solo se le supone, no suele andar muy espabilado el heredero del heredero, al contrario, nos ha dado ya muchos "minutos de gloria".


Pero por encima de toda consideración,  por encima de que se esté demostrando que la institución está  podrida, como lo está el Régimen impuesto por Franco como apéndice de su dictadura, con la gangrena de la corrupción extendida por todos los estamentos de poder, por encima de toda consideración, aunque fuese tan solo por el simple y llano principio democrático de que toda persona tiene el mismo derecho y deber ante la ley, a votar y ser votado, a gobernar y ser gobernado, de acuerdo con sus capacidades o deseos de sus conciudadanos, es necesaria la república.


El pueblo se puede equivocar en la elección de sus representantes, pero es su derecho, un derecho que puede llegar a rectificar.  La república no impide en si misma los casos de corrupción, pero todos pueden ser juzgados, Sarkozy será juzgado en Francia y puede ir a la cárcel.  Un rey es de por vida y en las monarquías medievales e islámicas están por encima del bien y del mal, por muy corrupto que sea de ningún modo puede ser juzgado ni condenado.

Por mucho que quieran los medios de manipulación masiva no podrán evitar que cada día el espíritu del elefante muerto en Botsuana esté más presente que nunca en las calles de España, donde cada día se ve de manera más numerosa la bandera de la libertad, la bandera de la República.  

Publicado también en : Unidad Cívica por la República

Tal vez también te interese:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...