martes, 14 de enero de 2014

La candidatura de Pablo Iglesias





Hace un par de días terminaba mi último escrito “El rey ha muerto…¡Viva la República!”, con:
 “Mucho tenemos que correr  los ciudadanos que anhelamos un futuro realmente democrático y digno para este país, teniendo el armario lleno de posibilidades y motivos de lograr la República, estamos todavía en calzoncillos a nivel organizativo.  Comenzamos a movernos más que tímidamente.    Las diversas iniciativas han sido auténticos fracasos, sin embargo la necesidad de  República y la inutilidad y corrupción de la monarquía está en todos los debates, tanto de las televisiones, radio, prensa, como en redes sociales y calle.  Nos falta un eje aglutinador.”

Hoy algunos amigos me han dicho que ese eje aglutinador había surgido, como de repente, como si hubiese llegado el “Mesías” que llevábamos tanto tiempo esperando.  Mientras que otros desaprobaban la intención de que Pablo Iglesias a encabezar una candidatura ciudadana a las elecciones europeas, incluso alguno habla de que encabece una candidatura en nombre de La Sexta y Cuatro.  Ni estoy con los entusiastas ni con quienes abominan de la idea. 


Todos estamos más que de acuerdo y subscribimos los seis puntos propuestos por la candidatura de Pablo Iglesias:

1. La derogación del artículo 135 de la Constitución para recuperar la soberanía del país. 

2. Aplicación del artículo 128 de la Constitución, el que establece que toda la riqueza del país en sus distintas formas y sea cual fuere su titularidad está subordinada al interés general. En ese sentido ha puesto como ejemplo intervenir en el mercado eléctrico para que no se corte la luz a ciudadanos en dificultades.

3. Defensa de los servicios públicos contra las privatizaciones.

4. Subida de salarios y reindustrialización del país.

5. Parque de vivienda pública y dación en pago retroactiva.

6. Blindar el derecho de las mujeres a decidir sobre su propio cuerpo.

Como él y quienes están entusiasmados con su propuesta, queremos la República y al menos a mí, no me importaría que su discurso de Navidad de este año pasado, lo diese realmente este año Pablo Iglesias como primer presidente de la Tercera República Española.
Dice que la propuesta no va contra Izquierda Unida, estoy seguro de ello, las personas que están detrás las considero honestas y que realmente dicen lo que piensan de manera honesta.  Sin embargo la cuestión no es que vayan contra Izquierda Unida o contra la corrupta casta política del podrido Reino de España. La cuestión es si va con Izquierda Unida o en una candidatura aparte, al respecto decía esta mañana:
“Si me preguntas si quiero convencer a Izquierda Unida de que participe con nosotros, te digo: evidentemente. Tengo claro que en este camino, más tarde o más temprano, tenemos que encontrarnos, siempre desde la premisa de la participación ciudadana”.   


Personalmente no me queda la cosa muy clara, si pretenden hacer su propia candidatura al margen de IU o junto con la fuerza mayoritaria de la izquierda. No se trata de que las gentes de Pablo Iglesias se sometan a la disciplina de IU, ni que esta suscriba sin rechistar y sin ejercer su autoridad como fuerza mayoritaria de la izquierda a todas las pretensiones de Pablo Iglesias.  Pero me surgen dudas, en ese “más tarde o más temprano”, hay me falla la película. No puede ni debe haber de ningún modo, dos candidaturas, o tres o cuatro, que persigan los mismos objetivos.  Izquierda Unida está creciendo, no para dar el adelantamiento o como gusta decir ahora “sorpasso” al PsoE, pero sí para conseguir que este mire hacia la izquierda y sobre todo sus bases y con ello podamos conseguir al menos parte de esos objetivos de los que habla Pablo Iglesias y todos nosotros. Es necesario aglutinar ya, de manera urgente a todas las sensibilidades en una sola candidatura de lo contrario volveremos a fracasar, no podemos encontrarnos más tarde que pronto, debemos encontrarnos ya.  ¿Y quién sabe si logramos hacerlo, las elecciones europeas no signifiquen otro 12 de abril?

No hay otra alternativa que un frente único, una candidatura unitaria, eso lo sabemos todos.  Si se presentan dos candidaturas de la izquierda republicana, se desperdigaran miles de votos que no servirán para nada.  Hoy se ha anunciado, el viernes se hará la presentación.   Al día siguiente, o ese mismo día a trabajar por un frente unitario, lo  encabece  Pablo Iglesias, Alberto Garzón o Periquillo de los palotes, personalmente me resulta indiferente.  Es importante es que el tirón mediático de Pablo Iglesias y el tirón  de Izquierda Unida sea aprovechado para formar un frente único de izquierdas que realmente esté en condiciones de conseguir objetivos reales. 
            
Este año 2014 puede ser el año de la República, 
 no lo desaprovechemos.            
 ¡Viva la República!

Publicado también en Unidad Cívica por la República

Tal vez también te interese:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...