domingo, 13 de abril de 2014

La República, tan posible como imprescindible


Un año más llega el día de la República, el día de la esperanza en que el pueblo recupere su dignidad como pueblo  libre y su soberanía arrebatada por un general genocida y cedida al Borbón.  Nada será igual desde el 14 de abril de 2012, cuando su católica majestad se fue de safari a masacrar elefantes con una rubia platino a la que doblaba la edad. El “lo siento mucho, no volverá a ocurrir”, sonó tan  huero como ridículo y preparado, al igual que en aquel mismo año en el discurso navideño eso de “la justicia es igual para todos”.   Demostrándose de manera sobrada que también faltaba a la verdad y que todos los resortes del Estado se ponían en marcha primero para desimputar y luego para manipular y vaciar de contenido las pruebas que dejaban en muy mal lugar la actuación de su hija mayor, desde  la manipulación descarada y mentirosa de la Agencia Tributaria, hasta la más que vergonzante actuación de la fiscalía, tanto del Estado como del caso, convertidas en encubridoras y  abogados der de presuntos corruptos, no solo en ese caso sino en todos aquellos que tenían que ver con el Partido Popular.  Para evitar lo que posiblemente ocurriría, ahora han blindado también a la reina consorte, al príncipe y a su consorte. Si son honrados, resulta estúpido aforarlos, lo único que puede justificar ese aforamiento es que sean corruptos y que no quieran pasar por donde  ha pasado la imputada infanta, aunque debido al sistema semi dictatorial que sufrimos termine yéndose de rositas.


El Partido Popular por su parte, está inmenso  en infinitos casos probados y no juzgados en la corrupción, donde a pesar de actuaciones dignas de algunos jueces, se manipulan pruebas y se pasan todo por el forro todo, a pesar de que esas actuaciones corruptas son las culpables del saqueo sistemático del Estado de derecho, actuando como si se tratase de su cortijo particular.  Regalando el dinero a los bancos, a las autopistas, a sus bolsillos, a las empresas energéticas… Invirtiendo el dinero del pueblo en pagar favores que les permitan en un futuro próximo sentarse en los consejos de administración de las empresas favorecidas.    Espejo paralelo, es el otro partido del Régimen, aunque no de manera tan escandalosa, en la actualidad, también, con un amplio y magro historial de corrupción y manipulación.


La manipulación informativa, llega a extremos propios de dictaduras totalitarias, si bien ha sido una constante desde la instauración de la presunta democracia, últimamente está siendo bestial, casos como la ocultación de las marchas por la dignidad durante casi un mes, o como su posterior tratamiento informativo, que ha sido ampliamente criticado tanto en las redes sociales como por la prensa extranjera, algo sin parangón en un Estado presuntamente democrático, así como su babeante colaboración en la transformación de una multitudinaria manifestación pacífica,  ocultándola detrás de un sepelio y de unos incidentes violentos y condenables, presuntamente preparados por el Régimen para desvirtuar la justa  indignación popular, haciéndose eco, a pesar de las pruebas, de la versión de los instigadores y  promotores de la violencia que presuntamente buscaban la muerte de algún policía, para así justificar una ley propia de dictaduras fascistas, como es la ley mordaza.



Otro de los temas, que hacen imprescindible y necesaria la República  la “cuestión territorial”, la supervivencia como estado plurinacional.   La torpeza e intolerancia, con las que está llevando el gobierno neo fascista-monárquico la cuestión catalana, puede dar lugar a la desaparición  de España como una realidad nacional.  La cerrazón, la no vertebración en un Estado Federal, la falta de argumentos reales, la utilización del patrioterismo fascista y primario como arma de unos pueblos contra otros, dentro del Estado, pone en peligro la unidad, que dicen defender.  Es por ello por lo que es más necesaria que nunca, en ese aspecto una estructura federal, donde todos del Estado se sientan libres, solidarios y participes en la construcción de la sociedad y de la nación.


La economía se ha convertido en un arma de agresión masiva y criminal contra los ciudadanos, una especie de sociedad mafiosa en la que están integradas de manera solidaria, instituciones, gobiernos, partidos principales, entidades financieras y grandes empresas.  Mafia que está causando miseria, hambre y muertes en un panorama desolador y prolongado en el tiempo, que pretende perpetuarse como forma de funcionamiento del Estado.



Las marchas de la dignidad, su masiva participación  pacífica han demostrado que hay lugar para la esperanza, que es el camino a seguir, intentando implicar cada vez a más ciudadanos, lo que está podrido termina por ahogarse en su propias heces y el actual Régimen, apéndice de una dictadura genocida está más que podrido y es nuestro deber y nuestra necesidad ayudarle a caer, pues la República, basada en la ética, la moral, la igualdad y la justicia social no solo es posible y necesaria, sino también imprescindible.


¡VIVA LA REPÚBLICA!

Tal vez también te interese:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...