miércoles, 23 de abril de 2014

Una nueva España renace, la de la dignidad


Hay una nueva España que comienza a tomar conciencia, que se rebela contra la injusticia y por la dignidad.  Es la España que desde abajo, pero no desde cualquier lado del camino, ni desde experiencias populistas,  sin la esencia tradicional de la izquierda, porque no se puede decir eso de “no somos ni de izquierdas ni de derechas, somos los de abajo y vamos a por los de arriba”. Ese fue el gran error del 15-M, no se puede estar en el limbo ideológico,  las reivindicaciones del 15-M eran claras y concretas, pero invitaban a la confusión, a la abstención.  No es ese el camino, la indignación debe canalizarse mediante el voto comprometido y claro
¿Qué hubiese ocurrido si el 15-M, en lugar de pedir la abstención y meter a todos los políticos en el mismo saco, hubiesen pedido y canalizado esa indignación hacia la formación que compartía, y no por oportunismo, sino porque lo venía haciendo durante años, esas mismas reivindicaciones?


Es necesario que se sepa, que somos de izquierdas y como tales republicanos.  Que no nos da lo mismo una cosa que otra,  ni todos los políticos son iguales, ni tampoco todas las ideas.  Debemos decir con claridad cuáles son nuestras ideas y nuestros objetivos.  Que nos somos un producto de marketing circunstancial y oportunista.    Debemos dejar claro  que luchamos desde la izquierda real, desde la izquierda republicana y comprometida  con la sociedad en general pero sobre todo con las capas más desfavorecidas de esa sociedad, con la clase trabajadora.   Una sociedad que comienza a caminar en su lucha por su dignidad hacia un futuro de libertad, que intenta recuperarse del latrocinio y de la pesada losa que nos impuso el dictador en forma de monarquía borbónica.


Las marchas por la dignidad del mes de marzo, o las manifestaciones por la república no han sido flor de primavera que se seca y se olvida, han sido la savia necesaria para iniciar un camino que apenas hemos comenzado a recorrer, este año he notado algo diferente en el ambiente, algo que a este viejo luchador que peina canas le hacer rejuvenecer, le hace soñar.  El 22 de  marzo fue ante todo una demostración de que es posible todo lo que nos propongamos, que solo debemos tener claros los objetivos.  Por mucho que los medios de manipulación ocultasen las marchas que recorrían España desde todos los rincones, Madrid se lleno de dignidad.  Han manipulado y mucho el resultado, han intentado que unos incidentes aislados provocados por afines al Régimen fuesen la noticia exclusiva de esa muestra de dignidad. Ellos que han utilizado un muerto para ocultar el hartazgo de los españoles han demostrado que tienen miedo, que son indignos, tanto como el instaurador del régimen. 

La sociedad española ha comenzado a caminar con dignidad  para así construir una nueva sociedad sobre cimientos nuevos, los viejos cimientos están podridos por la corrupción, no basta “reformas estructurales”, es necesario construir desde abajo, una experiencia nueva sobre las bases de la ética y la justicia, pero también desde la libertad y la democracia y la dignidad,  de la República.


Ya hay un español que quiere
vivir, y a vivir empieza
entre una España que muere
y otra España que bosteza.
Españolito que vienes
al mundo, te guarde Dios.
Una de las dos Españas
ha de helarte el corazón”.


Antonio Machado

Tal vez también te interese:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...