jueves, 6 de diciembre de 2012

¿Castilla Madrastra o Ceninienta?





Hay una cuestión que nos molesta o al menos nos debería molestar a los castellanos, la utilización en otras partes del Estado del insulto a Castilla para su propia reafirmación nacional, sin tener en cuenta que no es Castilla quien les coarta sus aspiraciones de ningún tipo, las decisiones que se toman en Madrid no son decisiones de Castilla.  Tratan a Castilla como fuésemos una madrastra que tenemos dominados al resto de los pueblos de España.  Resulta extremadamente común  que cuando otra nación histórica quiere reafirmase en su identidad arremeta contra Castilla “l'11 de setembre de 1774, les tropes castellanes van entrar a Barcelona arrasant "o "Quan el mal ve d'Almansa a tots alcança",resulta demasiado común e insultante que se hable del centralismo castellano, como si fuese Castilla quien ejerciese su autoridad sobre el resto de los territorios del Estado, o como si fuesen gobernantes castellanos quienes ejerciesen dicha autoridad o dominación.


La guerra de Comunidades, la primera revolución moderna


Hay que resaltar que fue Castilla la primera nación histórica que perdió sus libertades en la Guerra de Comunidades el 23 de abril de 1521, fue Castilla.  También fue  la primera nación en rebelarse contra la imposición de un rey, siendo la guerra de Comunidades la primera revolución de la era moderna, por delante de la revolución Francesa.  Por tanto no es Castilla quien impone voluntades, sí  desde Castilla, siendo la primera maltratada y sometida al nacionalismo español, luego fueron otros territorios quienes perdieron su libertad, pero no su identidad, pero Castilla desde aquel fatídico 23 de abril ha sufrido todo tipo de agresiones en todos los sentidos contra su esencia y su libertad, tanto por parte del nacionalismo uniformista español, como de los nacionalismos  periféricos.

¿Español o castellano, británico o inglés?

 Nos han robado hasta el nombre del idioma, nadie habla de idioma británico, aunque lo hablen escoceses, irlandeses y galeses. ¿Por qué se habla de idioma español si su nombre es castellano? El castellano es la lengua de Castilla, aunque se hable en multitud de países, pero lenguas españolas también lo son el gallego, el catalán, el vasco o los diversos dialectos históricos como el bable, el leones o el fabla de Aragón.  Por tanto no se debe llamar español a nuestra lengua, del mismo modo que no se llama británico al inglés.
Castilla, una identidad diluida o borrada, no nacimos de una piedra
Incluso políticos castellanos a la hora de hablar de nacionalidades históricas, jamás se refieren a Castilla, como si Castilla no existiese, como si nuestra tierra hubiese nacido de una piedra y con el paso del tiempo hubiese sido diluida por las aguas de un rio, como si no fuésemos la nacionalidad histórica con más historia de cuantas pueden existir no solo en España sino en Europa
El intento de borrar la identidad de Castilla viene de lejos, comienza con la imposición contra la voluntad de los pueblos de nuestra tierra, de la monarquía de los Austrias, puede simbolizarse con el raspado de escudos de aquellos que apoyaron la lucha por las libertades de Castilla, a partir de ese momento Castilla los diversos reyes españoles , ya fuesen Austrias o Borbones, van diluyendo nuestra identidad, al estilo del actual ministro para la promoción del analfabetismo, nos “españolizan”, usurpan el nombre de Castilla y actúan en el nombre de Castilla, aunque los mandatarios fuesen alemanes, austriacos, franceses, italianos, vascos, catalanes o gallegos.


Castilla, una nación desmembrada

 Continúan con la división de nuestra tierra y las sucesivas amputaciones perpetradas contra la misma, una de las más sangrantes la de los llanos de Requena y Utiel, pero la más mortífera para nuestra identidad tuvo lugar con esta presunta democracia borbónica, Castilla hasta esa fecha dividida en dos regiones, aunque la provincia castellana de Albacete estuviese agregada a Murcia.  Hasta ese momento nuestra TIERRA mantenía un cierto grado identitario, pero con la invención del nefasto “Estado de las Autonomías”, “un puedo y no quiero” sucedáneo del Estado Federal, Castilla es despedazada como el cuerpo incorrupto de Teresa de Ávila.  A pesar de la reincorporación de Albacete a Castilla,  nuestra TIERRA es desmembrada en  cinco comunidades autónomas, Castilla y León, unificando parte de Castilla La Vieja con las tres provincias del antiguo reino de León,  Castilla-La Mancha con la reincorporación de Albacete, siendo desmembradas de Castilla - Madrid, Cantabria y La Rioja -, para  vergüenza de los castellanos que asistimos a tan criminal agresión como convidados de piedra.

Castilla la recuperación de nuestra identidad

Es hora de recuperar y fortalecer nuestra identidad como nación histórica, esa circunstancia no tiene cabida en el actual marco legal de la monarquía borbónica, al igual que nuestros antepasados comuneros debemos defender nuestra tierra contra la agresión monárquica, debemos unir nuestras fuerzas con otros pueblos de España para dar los pasos necesarios  hacía una república federal donde todos podamos sentirnos integrados en igualdad de condiciones, donde Castilla vuelva a existir de manera unitaria y digna.  Ni queremos ser madrastra de nadie, ni mucho menos queremos seguir siendo la cenicienta de todos.



Tal vez también te interese:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...