domingo, 2 de diciembre de 2012

Rodrigo Rato (De casta le viene al galgo)

 

 

Rodrigo Rato es un digno hijo de su padre, según el dicho popular “ Quien a los suyos se parece honra merecen”.

 Lean este texto y saquen conclusiones


Lo que van a leer a continuación es la transcripción literal de un fragmento del libro titulado Episodios ocultos del franquismo, de José Luis Hernandez Garvi (publicado en 2011 por editorial Edaf. Pag. 192 a 194). Habla de los años 60 del siglo pasado en España, y dice así:

"Al amparo de los grandes negocios y del progreso industrial, se producen también una serie de escándalos económicos y financieros, algunos de ellos con trascendencia política, que provocaron cierto clima de alarma social que el régimen trató de calmar silenciando sus consecuencias.
Uno de los primeros y más destacados de esta nueva etapa es el conocido como caso del Banco Siero. Esta entidad financiera había sido fundada por Ramón Rato Rodriguez, padre del conocido político español Rodrigo Rato. En 1965 el ex ministro de Hacienda y entonces gobernador del Banco de España, Mariano Navarro  Rubio, ordena la intervención del pequeño banco bajo la acusación de que servía de tapadera para la evasión de divisas a Suiza a través de la sucursal que la entidad había abierto en Ginebra con el nombre de Banque de Siero. En una espectacular operación policial, los agentes se presentaron en los salones del antiguo Hotel Castellana Hilton, interrumpiendo la celebración del banquete de bodas de Emilio García Botín, hijo de una hermana de Emilio Botín, y María de los Angeles Rato Figaredo, hermana de Rodrigo Rato, llevándose detenidos y esposados a Ramón Rato, patriarca de la familia, y a su hijo Ramón Rato Figaredo, ambos acusados de delito de evasión de capitales. Jose María Gil Robles, abogado de los implicados, llego a afirmar en privado que el caso era indefendible, insinuando con sus palabras las más que posibles implicaciones políticas que habían influido en la puesta en escena de su detención y que habían desencadenado su procesamiento. parece ser que el propio Ramón Rato había dado instrucciones personales para que, en fechas anteriores a que se destapase el supuesto escandalo, se ejecutase un crédito de cuatro millones ochocientas mil pesetas contra Nicolás Franco, el hermanísimo intocable.
En virtud de la causa abierta contra los procesados del caso Banco Siero, el Juzgado Especial de Delitos monetarios condenó a tres años de carcel y 176 millones de pesetas de multa al patriarca del clan Rato, y con dos años y 44 millones al hijo mayor, Ramón Rato Figaredo. También fueron condenados como cómplices Faustino Rato Rodriguez Sampedro, tío paterno de los hermanos Rato, con una multa de 5 millones y una serie de directivos del banco."

Fuente: El Insurgente

Tal vez también te interese:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...