domingo, 29 de septiembre de 2013

Cavilaciones tras el “¿Jaque al Rey?” y el movimiento republicano en España



Me gustaría ahora estar escribiendo que la convocatoria de ayer fue un gran éxito, una victoria de la ciudadanía en su lucha contra el apéndice de la dictadura franquista que es el Régimen Borbónico, que por fin los ciudadanos españoles habrían recuperado la soberanía robada por un genocida el cual la entrego a un usurpador como si le perteneciese, como si fuese un cortijo. La soberanía pertenece al pueblo, y un pueblo al que le arrebatan la soberanía y no lucha por recuperarla no es un pueblo digno de ser llamado así y se convierte en cómplice de sus verdugos.  Sí me gustaría que ayer el “Jaque al Rey”, hubiese sido Jaque mate definitivo a la anacrónica, corrupta, opaca y costosa monarquía franquista, más en estos tiempos que corren que nos están robando, como decimos en Pinarejo, hasta la mierda del curcusilla.  Es para que ya, de tanto como nos han quitado, nos hubiesen quitado el miedo, pero no seguimos teniendo miedo y hemos cedido a nuestros verdugos nuestra soberanía, nuestra dignidad como pueblo.

Podemos hablar del desproporcionado despliegue policial, de que hace un año, la policía española actuó como sicarios que nada tenían que envidiar a la de los tiempos de la dictadura, de que la expulsión de los observadores internacionales por parte de las autoridades monárquicas hacían proveer que este año serían todavía más “grises” que las del año pasado. Las imágenes prueban que este gobierno utiliza métodos fascistas en toda regla, ocupación de vagones de metro, retención y secuestro de autobuses, identificación pormenorizada de personas en autobuses, trenes, metros, estaciones, vías públicas, que el desprecio por la democracia es total y absoluto, que la policía no es un cuerpo de seguridad, que este gobierno la utiliza como en tiempos de la dictadura como cuerpos represivos y que además utiliza “compañeros” para provocar acciones represoras, este año no han sido necesario el uso criminal de estos “compañeros”, la lluvia, los secuestros (retenciones)  y el miedo se han encargado de que la asistencia no fuese masiva, aunque bastante más de esos 800 que dice la infractora Cifuentes, tal vez tampoco los 8000 que dicen los organizadores, pero no podemos hablar de éxito, ni aunque hubiesen sido 80.000 podríamos hablar de éxito, estando la situación de España tal y como está, sabiendo que nos han robado y conociendo a los ladrones, vemos como nos roban la sanidad, la ley de la dependencia, el trabajo, la educación de nuestros hijos y hasta el pan de los mismos.  Vemos como mientras nos están robando ellos no se privan de nada y encima nos mienten, nos llaman imbéciles en nuestra cara y lo aguantamos de manera cobarde y vergonzante, ayer debería haber salido millones de españoles a la calle, ayer debería haber sido un jaque mate en toda regla y no lo fue.

En España pesa mucho los 36 años de cruel dictadura, los 38 de apéndice de la misma, el engaño y aborregamiento de unos medios de manipulación masiva, del considerar que un partido que se apellida obrero y socialista, es de izquierdas, cuando no lo es, aunque sus votantes y muchos de sus militantes sí lo sean y le consideren como tal, baste ver las imágenes babeantes de Bono, al hablar de su católica majestad, o la bochornosa comparecencia de Rubalcaba tras visitar al cazador de elefantes, el babeo bacinesco era visible a simple vista, parecía un servil bufón medieval, tan ridículo que producían nauseas a cualquiera que se considere de izquierdas, socialista, obrero o republicano.
 Sin embargo necesitamos a ese partido si queremos conseguir la República, desgraciadamente el PsoE, tiene la llave que abrirá la puerta necesaria, pero para ello deben dar el puñetazo en la mesa y un paso adelante, aquellos que se hacen llamar de izquierdas y republicanos, no basta con decir que : “El debate está ahí, dentro de los partidos socialistas y socialdemócratas algunos nos consideramos socialistas democráticos y otros se consideran socialdemócratas, ¿qué nos quieren meter a todos en el mismo saco? ¿Que nos señalan con el dedo y nos llaman marxistas? Pues bien, yo prefiero llamarme marxista que neoliberal. (Beatriz Talegón)” Pero sin embargo están en el mismo saco y no hacen nada para salir de él o tomarlo en propiedad, algunos/as, como Martu Garrote, habla con más claridad y escribe extraordinarios artículos en favor de la República, ¿pero traslada ese debate a su partido? Desgraciadamente en el PsoE quien se mueve no sale en la foto y me temo, que hasta aquellos que se consideran socialistas, de izquierdas y republicanos no quieren quedarse fuera del objetivo de la cámara y no van a ser capaces de hablar claro sobre lo que piensan de los usurpadores que dirigen el partido de Pablo Iglesias.


¿Pero y los partidos  y personas que nos consideramos republicanos? Está claro que en España, yo lo vivo a diario, hay simpatía por la República,  pero en el momento que hablas con claridad de la necesidad de una República ya te miran como un extremista, te hablan de Cuba, de Carrillo, incluso de China o Corea del Norte y eso lo hacen personas que en muchos casos se dicen de izquierdas.  Esa es una de las asignaturas pendientes de los republicanos españoles, hacer comprender, “evangelizar”, que en la república lo único extremo es la democracia, que somos radicales, sí, pero para aplicar los principios republicanos basados en la Libertad, la Igualdad, la Fraternidad y por supuesto en una ética y una justicia plenamente democrática, sin “ismos”, cuando salimos a la calle, gritamos legitimas consignas partidistas con una bandera republicana en la mano, estamos ayudando a la monarquía, estamos identificando la República con nuestra ideología, que es licito tenerla, yo la tengo, pero lo primero es la República, no seamos nosotros quienes pongamos las piedras en el camino hacia la misma, y necesitamos también la ayuda de esos posibles republicanos de derechas, idealizamos la Segunda República y olvidamos lo decisivo que fue el apoyo de las fuerzas democráticas de derechas para conseguirla, olvidamos que Niceto Alcalá Zamora, era de derechas y católico. En cuanto a los partidos republicanos, es necesario una agrupación generosa sin imposiciones ni sectarismos, al tiempo que se debe apoyar e implicarse de manera decidida en ese objetivo, , no tener la república como un sector del cual arrancar unos votos, sino como una meta en sí misma.


Sí, en mi opinión la convocatoria “Jaque al Rey”, ha sido un fracaso en toda regla, del cual me hago yo también responsable, extendiendo esa responsabilidad y ese fracaso a todos los republicanos, a todos los siervos que no tenemos la suficiente dignidad y valentía para SER CIUDADANOS, recuperar aquello que nos han robado, siendo las más importantes la dignidad y la soberanía, pues cuando recobremos ambas, conquistaremos las demás.

Aun así  considero positiva la convocatoria, considero que estamos aprendiendo a jugar la partida, que tenemos solo peones en nuestro tablero, que reyes, reinas, alférez, caballos y torres, blancas y negras están en el bando contrario del tablero y juegan con ventaja, pero nosotros somos más y tenemos razón, venceremos el día que seamos capaces de darnos cuenta del poder de nuestra decisiones,  nunca buenos inicios fueron buenos, es necesario tropezar y caerse para aprender a caminar y al final conseguiremos jaque mate, al rey y a todo este sistema podrido.

¡Podemos!

Publicado también en Eco Republicano
y
Unidad Cívica por la República

Tal vez también te interese:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...