jueves, 19 de diciembre de 2013

FELIZ TRISTE NAVIDAD... para los pobres. Y para tiranos corruptos y sinvergüenzas que roban al pueblo...



Sería hipócrita por mi parte felicitar las navidades a todo el mundo, casi siempre digo lo que pienso, jamás podré felicitar a aquellos que han robado al pueblo, a las capas más débiles de la sociedad española la ilusión, la comida, la educación o la sanidad, incluso hasta un techo donde cobijarse. Para esos tiranos y criminales que hipócritamente nos felicitaran y con el mayor de los cinismos  nos dirán que desean nuestra felicidad y prosperidad, que desean lo mejor para el pueblo, para esos hipócritas mi más sincero desprecio.

Esos jefes, que te desean felices fiestas y próspero año, cuando tienen el finiquito preparado en el despacho, a esos especuladores, a esos delincuentes de traje y corbata, delincuentes de puertas giratorias, que privatizan empresas energéticas, hospitales o servicios varios, robándonos a todos y luego esas empresas favorecidas con lo que cuando han estado en el sector público han beneficiado, a todos aquellos criminales que no les importa el dolor ajeno, a todos ellos, mi más sincero desprecio.



Para los estafadores de las compañías eléctricas, que nos roban, porque pagamos la segunda luz más cara de Europa, compañías que eran públicas y fueron privatizadas por J.M. Aznar, que nos fueron robadas y ahora tienen en sus puestos de administración a quienes las privatizaron o favorecieron. A esas compañías y a ese Gobierno tirano e insensible, que se niega a que se les continué suministrando fluido eléctrico a las personas que no pueden pagarlo, porque les han robado, mi más sincero desprecio.
A esa monarquía insensible que se ha aprovechado de la herencia ilegal de un genocida y no se ha conformado con lo que injustamente percibía, gracias a unas leyes injustas y se ha aprovechado para conseguir “ingresos extras”. Mi más sincero desprecio.



A esa casta de políticos, corruptos, ajenos al dolor del pueblo. Mi más sincero desprecio.



Para esas personas que pasan hambre, que no tienen sus necesidades básicas cubiertas, las personas que duermen en las calles, debajo un puente o entre cartones, esas personas que buscan en la basura para poder dar de comer a sus hijos, para esas personas a las que les han robado todo. Mi solidaridad y mi lucha para acaba con la injusticia, pero no solo en estas fechas, sino todos los días del año y todos los años.
Porque todos nuestros sueños se conviertan en realidad y si no es así, nunca dejáis desoñar, renunciar a los sueños es rendirse, ese es un lujo que no debemos permitirnos. Debemos seguir luchando por la libertad, la igualdad, la educación, la sanidad, la justicia la solidaridad y la fraternidad... Por la República.



¡Viva la República!

Tal vez también te interese:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...