jueves, 12 de diciembre de 2013

‘Pinocho’ Rajoy elogia la “lucha por la igualdad” de Mandela, pero escribió que “la igualdad social es imposible”

Aquí están los artículos del presidente del Gobierno en los cuales proclama que "la ciencia ha confirmado que los hijos de buena estirpe superan a los demás:"La desigualdad natural de los hombres...

La falta de consecuencia de Mariano Rajoy en sus comentarios referidos a Mandela, con motivo de su muerte, en los que elogió “la lucha por la igualdad” del líder sudafricano fue puesta en evidencia por el director de ELPLURAL.COM, Enric Sopena, en un reciente artículo, al criticar las políticas del Gobierno de Rajoy contrarias a la igualdad y al recuperar artículos del ahora presidente del Gobierno publicados en El Faro de Vigo, y recogidos en Los Genoveses, en los que exponía su ideología diametralmente contraria a la condición igualitaria de los seres humanos.
La desigualdad natural de los hombres
“La igualdad implica siempre despotismo y la desigualdad es el fruto de la libertad”, escribía Rajoy en El Faro de Vigo. Afirmaba su acuerdo con las desigualdades y en ese párrafo alude, entre otros ejemplos, al color de la piel”. El fragmento es del artículo publicado por el director de ELPLURAL.COM en su columna habitual Cabos Sueltos, en el que mencionaba dos escritos: “Igualdad humana y modelos de sociedad” y “La envidia igualitaria”, firmados por Rajoy en 1983 y 1984, entonces presidente de la Diputación de Pontevedra.
En sus reflexiones en el artículo “Igualdad humana y modelos de sociedad”, Rajoy defiende un determinismo que pone los pelos de punta: “El hombre –escribió- en cierta manera nace predestinado para lo que habrá de ser. La desigualdad natural del hombre viene escrita en el código genético, en donde se halla la raíz de todas las desigualdades humanas: en él se nos han transmitido todas nuestras condiciones, desde las físicas: salud, color de los ojos, pelo, corpulencia…hasta las llamadas psíquicas, como la inteligencia, predisposición para el arte, el estudio o los negocios”.
La estirpe determina al hombre
El ahora presidente del Gobierno defendía que “la estirpe determina al hombre” y que “los hijos de ‘buena estirpe’, superaban a los demás”, algo que, según precisó, “ha sido confirmado por la ciencia”. Añadía Rajoy: “Nadie pone ya en tela de juicio que el hombre es esencialmente desigual, no sólo desde el momento del nacimiento sino desde el propio de la fecundación”.
Contra la igualdad de riquezas
Mariano Rajoy cargaba contra la ideología socialista y el comunismo por “predicar la igualdad de riquezas” por pretender, según afirmó, “imponer la igualdad”, algo “contrario a la esencia misma del hombre”.
En su otro artículo, “La envidia igualitaria”, escrito un año después, en 1984, Rajoy se reafirmaba en sus posiciones y se refería a la utilización política de esa ‘envidia igualitaria’: “Vaguedades como ‘la eliminación de las desigualdades excesivas’, ‘supresión de privilegios’, ‘redistribución’, ‘que paguen los que tienen más…’ son utilizadas frecuentemente por los demagogos para así conseguir sus objetivos políticos”. El líder popular citaba el libro de González Fernández de la Mora del mismo nombre.
Los hombres no son iguales
Rajoy mostraba sus simpatías con las “brillantes páginas” del autor, y destacaba el “error en que incurren quienes a veces conscientemente y utilizando el sentimiento de la envida y otras sin valorar el alcance de sus aseveraciones, sostienen la opinión de que todos los hombres son iguales y en consecuencia tratan de suprimir las desigualdades: El hombre es desigual biológicamente”, subrayaba el ahora presidente.
No es posible la igualdad social
“La igualdad biológica no es pues posible. Pero tampoco lo es la igualdad social: no es posible la igualdad del poder político (“no hay sociedad sin jerarquía”)”, afirmaba Rajoy, que veía condenados a los seres humanos por sus orígenes: “Las circunstancias, temporales, geográficas y familiares colocan inevitablemente a los individuos en situaciones más o menos favorables, nadie tiene la misma oportunidad mental, ni histórica, ni nacional: no es igual nacer en EE.UU. que en U.R.S.)”, escribió el mismo Rajoy que elogió “la lucha de Mandela por la igualdad”.
La sensibilidad de Rajoy
Aunque también el mismo que este martes, al llegar a Sudáfrica para participar en el adiós a Mandela manifestó en declaraciones Radio Racional su emoción… pero por estar en el mismo estadio donde “España se proclamó campeona del mundo en su día contra Holanda de fútbol”. Estas palabras también le definen.

Tal vez también te interese:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...